Cuanto sabemos sobre el éxito? . Con el paso de los años, cada uno de nosotros, vamos creando nuestra filosofía del éxito. La gran mayoría ve frustrado su éxito porque en general nos comparamos con los logros de otros. Vivir con lujos, autos costosos, mansiones, placeres sin límites, excesos, marketing para hacerte millonario, consumismo, etc. conceptos que después vemos como inalcanzables o nos meten en situaciones difíciles movidos solamente por las energías más primitivas o sensoriales que son continuamente explotados. exitoAlgunos logran este tipo de cosas a través de actos de terror, viviendo en la incertidumbre y en un ambiente del cuál muchas veces, les es imposible salir.

Todo esto tiene que ver con la configuración que tenemos en nuestra mente. Generalmente tiene como común denominador, grandes vacios existenciales, necesidad de reconocimiento o llamar la atención, un ambiente hostil en nuestros  primeros años de vida, etc. que muchas veces desembocan en resentimientos, violencia, relaciones conflictivas y situaciones que a la gran mayoría nos les agrada. Esto no significa que estos patrones no puedan ser modificados, claro que se puede, requiere de un compromiso personal, disciplina y tener claro el punto de partida y lugar al que se quiere llegar. Ese es el reto de cada quién.

Caso contrario hay personas que ya tienen camino andado y están muy clarificados en cuanto lo que quieren y los recursos que necesitan incorporar para alcanzar nuevos objetivos. Entendiendo “camino andado” como educación (no necesariamente universitaria), actitud, disciplina, visión y sobre todo el tener un centro de gravedad interno, que define nuestros hechos. La clave es, estar constantemente alerta para sacarle el mayor provecho a nuestro potencial.

En lo personal pienso que cada uno debe definir su propio propósito en la vida, crear las condiciones para movernos en esa dirección, educación, disciplina, revisión de resultados, enfoque, etc. y seguir, sin perder el rumbo de lo que queremos para nosotros, nuestro entorno y además con profundo sentido ecológico, a fin de dejar este mundo un poco mejor de como lo encontramos.

Esto requiere sensibilidad y conciencia para ir avanzando de forma firme, dando y recibiendo continuamente. Esto es un regulador que permite movimiento continuo en un marco de equilibrio que nos colma de gozo, satisfacciones personales y sobre todo creando la posibilidad de que pueda ser útil a otros.

Es decir todos podemos ganar. Mejores acciones, mejores resultados. Esto obedece a la ley de causa y efecto, al mismo tiempo esto nos permite volvernos más selectivos, más finos en nuestras decisiones. Esa es la libertad de elección que la vida nos da. Cada quien elige, según su entender, según su conciencia, pero cierto es, que el crecimiento de la  conciencia viene como resultado del análisis, la observación de nuestros pensamientos, de nuestros actos, las experiencia que hemos tenido, los valores, etc., es ella,  la que se encargará de que nuestra vida tenga  periodos más duraderos de felicidad.

Me encontré este documental de Deepak Chopra que habla acerca de como éxito está manejado por leyes y si podemos tomar conciencia de ellas, podremos pasárnosla mejor por este mundo lleno de maravillas por descubrir. Disfrútalo. Agradeceré tus comentarios.

Etiquetas:

Categoría: ConcienciaDesarrollo personalNegocio

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed and get loads more!